Cómo aislar acústicamente una vivienda

 en Categoría de blog

Consejos para hacer el aislamiento acústico de una vivienda

Nuestro hogar es nuestro espacio sagrado, donde a diario nos resguardamos del mundo exterior y donde disfrutamos de la tranquilidad, la intimidad y el silencio. Para quienes no quieren que el ruido externo o de la calle perturbe su comodidad dentro de la vivienda, el aislamiento acústico puede ser una de las mejores opciones a seguir.

Según sea tu necesidad, podrás elegir entre el aislamiento del techo, el aislamiento de las paredes o el aislamiento del suelo de nuestro hogar para evitar que los ruidos provenientes del exterior nos perturben. Es por esta razón que como expertos en reformas integrales queremos hablarte sobre cómo puedes hacer el aislamiento acústico de una vivienda.


¿Qué es el aislamiento acústico?

Los expertos en reformas integrales defines el aislamiento acústico como la capacidad general de los componentes estructurales de un edificio para bloquear la transmisión del sonido entre habitaciones vecinas. El ruido puede ser causado por dos tipos de sonido:

Sonido aéreo

Este tipo de sonido se transmite a través de la envoltura tanto desde el exterior de la casa como entre las habitaciones como resultado de las conversaciones o los sonidos producidos por los electrodomésticos.

El aislamiento acústico se expresa en términos de RA1  (particiones internas) y RA2 (particiones externas ), que especifican cuántos decibelios debe atenuar un tabique, cuanto mayor sea la proporción, mejor. Sin embargo, hay que tener en cuenta que estos índices no tienen en cuenta todas las imprecisiones en la ejecución, mientras que con su consideración tenemos los índices RA1 y RA2.


Sonido de impacto

Es el sonido que se produce al caminar, mover muebles pesados o dejar caer objetos al suelo. Es un ruido bastante molesto que llega a la habitación del piso de abajo.

El valor de aislamiento acústico indica cuántos decibelios se dejan pasar a través del tabique. Cuanto más bajo sea este valor, mejor. Las normas básicas relativas a los requisitos de aislamiento acústico no son muy estrictas y es más apropiado remitirse a las normas superiores.


Cómo realizar el aislamiento de la vivienda

Antes de entrar de lleno sobre el aislamiento acústico es importante saber que cada Ayuntamiento establece el nivel de decibelios que está permitido en las viviendas. Por lo general estos parámetros se ubican entre los 40 decibelios para el horario diurno y los 30 decibelios en el horario nocturno.

También debemos diferenciar entre dos tipos de ruidos:

  • El ruido aéreo: aquel que se transmite a través del aire.
  • El ruido de impactos: aquel que se transmite mediante la propia estructura del edificio.

Para realizar el aislamiento acústico, se pueden utilizar diversos materiales por ejemplo, se hace un trasdosado en la pared y se añade entre ambos tabiques, el material aislante.

aislamiento acustico


Elegir el mejor aislante acústico

Como expertos en el sector de reformas integrales, no podemos elegir cuál es el mejor aislante acústico, pero lo que si podemos hacer es investigar y leer las especificaciones de cada material para valorar cuál será el más indicado utilizar según nuestras necesidades o presupuesto.

Los materiales que principalmente se emplean para realizar el aislamiento acústico de una vivienda son:

  • Paneles de aislamiento de espuma de poliuretano: Es utilizado para aislar los ruidos tanto aéreos como ruidos por impacto. Se puede aplicar en el suelo, el techo o las paredes. Hay una gran variedad de paneles que varían según su nivel de absorbencia.
  • Láminas de viscoelástica: Se utiliza especialmente para reducir el ruido aéreo en frecuencias bajas. Puede ser utilizada en suelos, paredes y techos, también puede combinarse con espuma de polietileno para reducir el ruido de impacto, ya que su grosor es pequeño.
  • Fibra de vidrio: Este material está indicado para el aislamiento tanto acústico como térmico de los techos y cubiertas. También se emplea en paredes y en las fachadas, siempre y cuando su densidad no sea muy elevada.
  • Lana de roca: Se recomienda utilizar este material en el aislamiento acústico y el aislamiento térmico. También puede emplearse en los techos, y en las paredes, cuando su densidad lo permita.
  • Inyección con espuma de poliuretano: Se utiliza en el aislamiento acústico y el aislamiento térmico de fachadas.
  • Lámina de poliéster: Este material se suele utilizar para aislar acústicamente las cubiertas, fachas, suelos y paredes.

Otros materiales utilizados en el aislamiento acústico son los paneles de madera, el corcho, el caucho y el cemento.

En resumen, las empresas de reformas integrales disponen de una amplia variedad de materiales para realizar el aislamiento acústico de una vivienda. Si quieres conocer más sobre este tema o cómo seleccionar el material adecuado según tus necesidades y presupuesto, no dudes en ponerte en contacto con los profesionales para que te ayuden.


Más información

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Call Now Button